luis emil

thum-simon-bolivar3thum-consejo-medellinthum-consejo

Les compartmos la exigencia de la fundación Grupo de Acción & Apoyo a Personas Trans - GAAT, al Estado colombianos para que dé cumplimiento a sus obligaciones en materia de respeto, protección y garantía de los Derechos Humanos de todas las personas Trans en nuestro país, tras los hechos ocurridos el pasado 22 de mayo, donde dos mujeres Trans, defensoras de Derechos Humanos de la Fundación GAAT fueron víctimas de violencia policial, por parte de Agentes del CAI de Lourdes de la Policía Metroplitana de Bogotá. 

Tagged under

Pero el asunto lo amerita. Álvaro Leyva, Carlos Holmes, David Barguil, Iván Cepeda, Monseñor Darío Monsalve, Piedad Córdoba, Ángela Robledo, Clara López, y muchas otras personas destacadas en regiones y bases sociales, han hablado, recientemente, de la necesidad de un pacto por la paz, algo así como un “acuerdo sobre lo fundamental” según la expresión y el entendimiento de Álvaro Gómez Hurtado.

La coyuntura es propicia para tratar el tema porque se avanza con las FARC-EP y ya ingresó el ELN al proceso. La ardua paz no será sostenible si no se logra un acuerdo básico entre el máximo posible de fuerzas sociales y políticas. La paz que comenzó por iniciativa de un Presidente y un Gobierno determinados, tiene que evolucionar hacia un acuerdo que exprese una efectiva voluntad nacional de paz, la cual, a su vez, se traduzca en política de paz de Estado, en cuyo desarrollo se empeñen con verdadero entusiasmo por lo menos los próximos tres gobiernos, cualquiera sea su color.

Para Carlos Holmes Trujillo del Centro Democrático “se requiere un acuerdo político y de Estado sobre el mecanismo de refrendación, porque ninguno de los mecanismos que hoy tenemos es idóneo: no lo es el plebiscito, ni la consulta popular… por eso se necesita un acuerdo político y de Estado, un mecanismo nuevo. Puede ser un congreso transitorio para la paz o una asamblea nacional constituyente con temas definidos”. Monseñor Monsalve, Arzobispo de Cali, considera que “es el momento propicio para impulsar un acuerdo o pacto nacional de voluntades por la paz, un frente por la paz en el que confluyan todos los sectores y la sociedad, el pueblo colombiano”.

Cierto que en febrero pasado el Presidente de la República propuso a todos los partidos el Pacto Nacional por la Paz: “El pacto no significa que se deje de lado la oposición, pues los partidos que no hacen parte de la coalición de gobierno seguirán oponiéndose a algunas o muchas políticas del gobierno, pero todos… apoyan la solución dialogada del conflicto”. El pacto estaría conformado por los tres partidos de la Unidad Nacional: Cambio Radical, el Partido de la U y el Partido Liberal y los de oposición como Alianza Verde, Polo Democrático, Mira, Opción Ciudadana, MAIS y los conservadores.

El único partido importante que no está aún es el Centro Democrático. O sea, no se ha resuelto aún uno de los principales objetivos del Pacto que es contar, ahora y hacia adelante, con la contribución de las fuerzas uribistas a la paz sin lesionar lo actuado. Tampoco pueden estar por fuera de una iniciativa de esta naturaleza los movimientos ciudadanos, sociales, étnicos y populares que tanto han hecho por la paz en las últimas décadas y cuyo concurso hacia el futuro es indispensable.

Desde este modesto rincón de observador de los acontecimientos quiero opinar a favor de un pacto consistente. Creo que es absolutamente necesario que un país vibrante aboque dos definiciones fundamentales: lo que corresponde al orden de constituir la nación, lo fundante, lo fundamental para no vivir en guerra y, a la par, las reglas para el manejo en democracia de una conflictividad que es propia de una sociedad en expansión como la colombiana. Un gabinete de paz, con sentido social y regional, amplio y plural, ayudaría enormemente en esta perspectiva.

El interés de las FARC-EP sobre la propuesta de pacto se refleja en el paso por Bogotá de Enrique Santiago, su brillante abogado en La Habana, para informarse al respecto.

@luisisandoval 

Tagged under

Reconocer las insurgencias políticas y adelantar diálogos para superar el enfrentamiento armado representa un paso fundamental en la vida de un País.

Redepaz, con muchos sectores sociales, políticos y comunidades territoriales, por décadas ha demandado la salida política del conflicto armado interno. Por ello, nos alegra muchísimo que Gobierno y ELN hayan dado por terminados los diálogos exploratorios e instalado los diálogos formales y públicos con base en una agenda pactada.

Importa mucho que los diálogos se realicen ágilmente, se armonicen con las conversaciones y acuerdos Gobierno FARC – EP, en La Habana, y se realicen en un contexto de cese bilateral de fuegos y hostilidades.

La agenda de superación del conflicto armado no se confunde con la agenda de construcción de paz de la sociedad. El movimiento social de paz rodea la primera, para que salga adelante, al tiempo que configura autónomamente la propia con los objetivos de cambio y transformación que considera pertinentes.

Reconocemos el importante papel de los Países facilitadores y celebramos que la delegación del ELN desde ya tenga la participación de la mujer. Demandamos que también la delegación del Gobierno incluya mujeres en su equipo de negociación.

Redepaz hará todo lo que esté a su alcance para el éxito de los diálogos de paz con todos los grupos insurgentes y el logro de una paz completa en el menor tiempo posible.


Presidencia Colegiada de REDEPAZ: Jesús Vargas Archila, Gladys Stella Macías, Luis Emil Sanabria Duran, Luis Sandoval.

Bogotá,D.C. Marzo 30 de 2016.

Tagged under

Bogotá, 29 de febrero de 2016. Preocupa a Redepaz que a estas alturas, cuando están tan avanzadas las conversaciones con las FARC -EP, la mesa de diálogo siga coja porque aún no están en marcha las conversaciones formales con el ELN.

Se entiende que cada movimiento insurgente adelanta su proceso de conformidad con sus características y según el acuerdo particular que establezca con el gobierno. Se visualiza tener mesas diferenciadas pero un solo proceso de paz.

Con la formalización de las conversaciones con el ELN el proceso obtendría enormes ganancias:

• Se ampliaría el contenido de los acuerdos de paz con los puntos propios que aporta la agenda ya convenida con el ELN.
• Se fortalecería la participación e incidencia de la sociedad en el proceso.
• Se haría más probable adelantar los diálogos en cese bilateral de fuegos que es el pedido del propio ELN, de las FARC que llevan 8 meses en cese unilateral, y de la sociedad que ha levantado una voz muy fuerte al respecto.

Si el ELN sigue rezagado en iniciar los diálogos formales y haciendo alarde de fuerza:

• Se acentuará la incredulidad de la sociedad en un final efectivo del conflicto armado.
• Se dificultará el cumplimiento e implementación de los acuerdos en territorios y regiones por la continuidad de la guerra.
• Se podrán producirían mensajes de guerra que motivaría la posibilidad de continuidad de la lucha armada restándole fuerza a los alcances del proceso de paz.

No puede el propio ELN condenarse a un tratamiento residual después de que la opinión nacional e internacional, al darse la firma con las FARC, dan por terminado el conflicto armado interno en Colombia. Por la información que se tiene, ofrecida por las dos partes, Gobierno y ELN, todo está acordado para salir de la fase exploratoria y pasar a la fase formal de los diálogos. ¿Qué impide que se dé este paso?

Gobierno e Insurgentes deben reconocer el derecho de la sociedad a tomar iniciativa sobre un paso tan largamente anunciado pero que no se produce. Inclusive el Consejo Nacional de Paz puede, en ejercicio de sus funciones legales, hacer recomendaciones al gobierno nacional sobre este delicado asunto que de no solucionarse a tiempo pondría en grave riesgo el posacuerdo en varias regiones del país.

Presidencia Colegiada de Redepaz

Luis I. Sandoval M, Luis Emil Sanabria Durán, Gladys Stella Macías, Jesús Vargas Archila.

Tagged under

                                                                                                      iasapax-christi-international                                                    clave